Entradas

Mostrando entradas de junio, 2011

Serie - El Fruto del Espíritu / 7 - Bondad

Imagen
“Porque tú eres bueno Porque para siempre tu misericordia es Y cada mañana al despertar Sé que en ti puedo confiar Me sostienes por tu gran fidelidad”
          ¡Definitivamente Dios es bueno! Como hemos visto hasta ahora en las demás características del fruto del Espíritu, la fuente de todo, en este caso la fuente de la bondad es Dios. ¿Aún tiene alguna duda de que Dios es bueno? Veamos sólo unos pocos versículos que hablan sobre la bondad de Dios:
v  Salmo 25:8 – 9 “Bueno y recto es Jehová; por tanto, él enseñará a los pecadores el camino. Encaminará a los humildes por el juicio y enseñará a los mansos su carrera” v  Salmo 100:5 “Porque Jehová es bueno; para siempre es su misericordia y su verdad por todas las generaciones” (Salmo 106:1, 107:1, 118:1, 136:1) v  Salmo 119:68 “Bueno eres tú y bienhechor; enséñame tus estatutos” v  Lamentaciones 3:25 “Bueno es Jehová a los que en él esperan, al alma que le busca” v  Nahúm 1:7 – “Jehová es bueno, fortaleza en el día de la angustia; y conoce a los…

Serie - El Fruto del Espíritu / 6 - Benignidad

Imagen
Si les soy sincera nunca hasta ahora había sabido con exactitud lo que significaba la palabra benignidad ni cómo diferenciarla del concepto que vamos a estudiar en el próximo capítulo, la bondad. Así que hice lo que debía haber hecho hace mucho tiempo: la busqué en el diccionario. La definición que aparece es esta: “Cualidad de la persona comprensiva, indulgente y tolerante con las faltas de otro; afabilidad; inclinación a perdonar” Benignidad es un concepto que tiene que ver, por tanto, con el perdón, con la compresión, la misericordia, la piedad, la compasión… hermosas palabras para una hermosa parte del fruto del espíritu. Ser benigno es ser compasivo, ser misericordioso, ser piadoso, es ver las faltas de otro y ponerse en su lugar; es una de las cualidades que nos permiten perdonar las ofensas de los demás.
         La benignidad, la misericordia, son atributos de Dios. Dios es benigno, piadoso y misericordioso con su creación; Dios perdona nuestras faltas y nuestras ofens…

Serie - El Fruto del Espíritu / 5 - Paciencia

Imagen
¿Alguna vez ha ido a pescar? Para cualquier persona que no sea amante de la pesca, pasar horas en silencio esperando a que un pez agarre la carnada es, no sólo aburrido, sino en gran manera desesperante. Pero, para el pescador, esa espera vale la pena, está entrenado para aguardar calmada y reposadamente hasta que el pez se decida a tragar su anzuelo. La actitud de un pescador es el ejemplo perfecto de lo que es la paciencia.
          Paciencia se define en el diccionario como “Capacidad para soportar con resignación desgracias, trabajos u ofensas” o “Tranquilidad para esperar”. En el Nuevo Testamento se traducen como “paciencia” dos términos griegos diferentes:
~        “Jipomóne” /‘Ypomwnh/– La paciencia con respecto a las circunstancias. Literalmente significa “esperar debajo de algo”, es resistir a las circunstancias, a veces en extremo adversas, pero no necesariamente. ~        “Makrozimía”  /Makroyumia/ – La paciencia con respecto a las personas. A veces lo traducimos t…