Nuevo año, nuevo comienzo

10/1/13








Cada enero me viene a la mente uno de mis pasajes favoritos:

Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante, prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.
Colosenses 3:13-14


            Mirando atrás al año que acabamos de terminar, estoy segura de que habrá hermosos recuerdos para conservar, así como cosas que estarás feliz de haber dejado atrás... Entre tantas cosas diferentes que vivimos durante el año pasado, ¿cómo comenzar este año con una fe fresca y renovada?

            1- Analiza el año pasado

            Haz una revisión sincera de lo que fue el 2012, de tus triunfos y de tus fracasos. De tus momentos buenos y los no tan buenos, de las cosas que te salieron bien y de las que no se dieron, de cada situación difícil y de cada bendición que recibiste, de cada una de tus lágrimas, de cada una de tus sonrisas.... Toma todos esos recuerdos y aprende. De cada uno de ellos hay una valiosa lección que puedes sacar y aplicar para este nuevo año. Errores que no vas a volver a cometer y aciertos que vas a seguir poniendo en práctica.
            Pídele a Dios que te ayude a hacer inventario y te muestre cómo fuiste en este año pasado en tu papel como esposa, madre, en tu trabajo, en tu hogar, en tus relaciones, en tus responsabilidades, en tu servicio a El, en tus finanzas... Y después de analizarte, déjalo atrás, aparta de ti el peso que te impide avanzar. Olvida lo que ya pasó, no hay forma de cambiarlo.

            2 – Aprovecha el hoy

Lamentaciones 3:22-23
Por la misericordia de Jehová no hemos sido consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana; grande es tu fidelidad.

            Vive el día de hoy, aprovecha el momento. Ten fe para hoy. No te agarres a la fe de ayer ni pongas tu confianza únicamente en las cosas por venir. Acuérdate del día de hoy. Las misericordias de Dios son nuevas cada mañana...son nuevas HOY. Dios es tu Ayudador HOY, es tu Sanador HOY, El contesta tus oraciones HOY, te provee de lo que necesitas HOY.

            3 – Avanza

            Ten tus fundamentos sólidos en la Roca de tu salvación y pon tus ojos en Dios al avanzar hacia las maravillas que el Padre tiene preparadas para ti. Prepárate para el futuro, para lo que ha de venir, con las herramientas que ya tienes:

Mateo 7:24-27
Cualquiera, pues, que me oye estas palabras, y las hace, le compararé a un hombre prudente, que edificó su casa sobre la roca. Descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y golpearon contra aquella casa; y no cayó, porque estaba fundada sobre la roca. Pero cualquiera que me oye estas palabras y no las hace, le compararé a un hombre insensato, que edificó su casa sobre la arena; y descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y dieron con ímpetu contra aquella casa; y cayó, y fue grande su ruina.

            Prepárate para lo que va a ser este año. Afiánzate en la Palabra de Dios, pasa tiempo con El en oración, disfruta de tu tiempo con el Padre, deléitate en la meditación de los dichos de Su boca, memoriza, renueva tu mente y tu entendimiento, saca brillo a tu armadura, ¡tan desgastada quedó la pobre de las batallas del año pasado! Recuerda siempre que El tiene un plan para tu vida, que nada se escapa de Sus propósitos.


            Isaías 43:18-19 dice:

No os acordéis de las cosas pasadas, ni traigáis a memoria las cosas antiguas. He aquí que yo hago cosa nueva; pronto saldrá a luz; ¿no la conoceréis? Otra vez abriré camino en el desierto, y ríos en la soledad.

            Este nuevo año Dios va a hacer maravillas en tu vida ¡prepárate desde ahora para recibir cada una de sus bendiciones! Olvida lo que quedó atrás, disfruta el hoy y prepárate para el mañana.


Edurne


¿Quieres acompañarnos en el estudio del libro de Lucas? Comenzamos el lunes 14 de enero.  






No hay comentarios:

Publicar un comentario