No temas, yo estoy contigo








Me ha costado dormir en estas últimas semanas. Vivir en Venezuela es cada vez más difícil. Nos cuesta conseguir las cosas más básicas. La delincuencia ataca día sí y día también. Enfermarse de cualquier cosa crea incertidumbre porque no hay insumos médicos en los hospitales. Es como si una losa enorme se hubiera puesto encima de este país y nos impidiera ver el sol. Mires a donde mires ves tristeza, dolor, desánimo y resignación.

Hemos pasado noches en vela orando por protección, orando por provisión, orando por salud. Y Dios ha respondido a esas oraciones de una manera u otra. Él tiene misericordia de nosotros en todo momento y hemos visto Su mano en cada situación. Sí, ha sido así…

…Pero no he podido evitar preocuparme.

He vuelto una y otra vez a los versículos que consuelan mi alma, que me ayudan a seguir adelante y me dan la fortaleza necesaria para confiar en Dios. Uno de esos pasajes que oro una y otra vez para aligerar mi alma es Isaías 41:10-13 –

Isaías 41:10

No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia. He aquí que todos los que se enojan contra ti serán avergonzados y confundidos; serán como nada y perecerán los que contienden contigo. Buscarás a los que tienen contienda contigo, y no los hallarás; serán como nada, y como cosa que no es, aquellos que te hacen la guerra. Porque yo Jehová soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas,  yo te ayudo.

Ese “no temas” de Dios no solo es una promesa, sino también una exhortación.

No temas porque yo te ayudo.
No temas porque yo estoy presente.
No temas porque yo sé.
No desmayes porque yo soy tu Dios.
El Dios de todo poder y gloria.
El Dios que te formó, el Dios que te creó, el Dios que te dio la vida y te trajo hasta este momento.
El Dios que te da las fuerzas, el Dios que te ayuda, el Dios que te sostiene ante la adversidad con Su justicia.
El Dios que tratará con tus enemigos, que se enfrentará a tus adversarios de carne y hueso y a los espirituales hasta vencerlos por amor a ti.
El Dios que avergonzará y confundirá a aquellos que quieren hacerte daño.
El Dios que bendecirá a los que te bendicen y que maldecirá a los que te maldicen.
El Dios que te sustenta de tu mano derecha.
El Dios al que puedes aferrarte porque no te va a soltar, porque no hay viento suficientemente fuerte que le obligue a abrir la mano y dejarte caer.
El Dios que te dice: yo te ayudo ¿por qué vas a preocuparte de lo que pueda pasar?

Ese es el Dios que me cuida y me protege. Es el Dios en el que puedo confiar a pesar de todo lo que estamos viviendo en este tiempo. Ese es el Dios que me da la paz en medio de la tormenta, que calma mi corazón y pone una sonrisa en mi rostro a pesar de todo, el Dios que me ayuda a tener contentamiento con la dura situación que enfrentamos día a día.

En el día que temo, yo en ti confío - Salmo 56:3

¿Qué temor, qué duda, qué adversidad estás atravesando en el día de hoy? Escucha a Dios diciéndote: No temas, yo te ayudo. Y deja que Él conforte tu alma.

Contenta en Su servicio,

Edurne


Escribe aquí tu email para recibir mis publicaciones por correo electrónico:



Comentarios

  1. Uno de mis textos promesa que amo mucho...Amen!!!!..Gracias por este mensaje estimada Edurne, a pesar de no conocerte en persona y no conocer el país donde te encuentras, cuando leo estas líneas recuerdo a Pablo, cuando a pesar de estar en la cárcel daba mensajes de ánimo a las Iglesias, puedo comprender en parte lo que estás pasando, hace unos meses fui a un viaje de experiencia misionera en lo mas profundo de la selva de mi país, Peru, y pude ver de cerca la gran necesidad espiritual y física..personas como tu y tu familia son un gran motivo de oración.
    Cuenta con mi apoyo en la intercesión.

    Dios continúe bendiciéndote y también a tu familia. Adelante Guerrera del Señor!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias por tus oraciones!!!! Un abrazo enorme y bendiciones :)

      Eliminar
  2. Edurne... su mensaje me ha conmocionado mucho, sobretodo, porque a veces uno piensa tanto en sus dificultades personales que dejamos de ver que hay personas alrededor del mundo que viven situaciones mucho mas difíciles.
    Yo llegué a Cristo hace 7 años, con un matrimonio destruido y quedando como madre soltera, Dios ha sido muy bueno conmigo, es bueno para mi haber encontrado su página y aprender a quitar mis ojos un poco de mi, para orar por otros.
    Deseo que Dios les guarde y les bendiga, que siga prosperando la obra que usted y su esposo están llevando a cabo.
    Atte.
    Alma Hedz.
    México.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias por tu mensaje y tus oraciones Alma. un abrazo a la distancia y bendiciones :)

      Eliminar
  3. Ohhhhhhh gracias amada hermanita, Edurne, si estamos en tiempos muy difíciles, y como tú has comentado nuestro Señor JESUCRISTO nos protegerá, nos cuidará.
    Palabras alentadoras para todo momento

    ResponderEliminar
  4. Edurne mis fuerzas desde Chile, que Dios les acompañe y les guíe en estos momentos de incertidumbre y ansiedad. Que en este gris paisaje en el que te encuentras seas una gota de color luminoso y alegre que haga que muchos recobren su fe y esperanza. Oraré por ustedes. Recuerda que no hay lugar tan oscuro que Jesús no pueda iluminar. Un abrazo a la distancia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amén!! muchas gracias por las oraciones. Un abrazo! :)

      Eliminar
  5. Anónimo18/8/15 0:57

    Pareciera como si Dios me mostrara lo que Él ha hecho conmigo. Darme y recordarme esta promesa vez tras vez, en los momentos difíciles, Isaías 41:10!

    Y, sí, el Todopoderoso lo cumple!, también vez tras vez he visto su Palabra cumplida en mi vida y en la de mi familia!

    En México la dificil situación no es muy diferente, y en verdad sabemos que en todo momento y en cada circunstancia nuestras vidas y nuestra seguridad dependen de Él.

    Su gracia y su misericordia nos han sostenido, así como a ti y a tu familia.

    Edurne, ánimo, no desmayes, no fijes tu atención en las duras circunstanicas!

    Oro para que tu fe no decaiga, en cambio, sea fortalecida y que el Senor te cubra a ti y a tu familia con un cerco de protección.

    No olvides que:

    Salvación puso Dios por muros y antemuros (Is. 26.:1)

    El Ángel de Jehová acampa alrededor de los que le temen y los defiende (Sal. 34:7-8)

    Un abrazo fraternal. Seguirás en mis oraciones de intercesión

    RUTH

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amén y amén!!! GRACIAS Ruth. bendiciones!! :)

      Eliminar
  6. Me saltan las lagrimas al leer tu testimonio. Pienso cuanto se sufre por amor a la obra salvífica de N. S. Jesucristo.
    Dios ya os recompensa al escogeros como sus siervos para anunciar el reino de Dios.
    Desde Barcelona, oro por ti y tu familia. El Señor os siga dando de su paz, amor, aceptación y victoria en estos días grises en Venezuela.
    Todo mi cariño y oraciones en Cristo Jesús. Querida Edurne.
    El Ángel de Jehová acampa alrededor de los que le temen y los defiende (Sal. 34:7-8)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah Conchita querida, siempre de ánimo y de bendición para nosotros. Eres un regalo del Señor en nuestras vidas. Te mando un beso enorme y otro para Ashley :)

      Eliminar

Publicar un comentario